Translate

jueves, 29 de septiembre de 2016

Monedero de ganchillo en tonos anaranjados

Hoy comparto un patrón de un monedero de colores otoñales. A pesar de su pequeño tamaño cabe perfectamente el móvil y las llaves, así que puedes usarlo como bolso.

Materiales
-Hilo negro, naranja oscuro, naranja claro, verde menta y blanco. Unos 50 gramos de cada color.
-Ganchillo del número 2,5  o el más aceduado al grosor del hilo).
-Marcador de vueltas.
-Tela para el forro.
-Cremallera de 18 centímetros.
-Bolas plateadas, cadena y mosquetón pequeño para bolsos (opcionales).

El monedero mide 18x13 centímetros
Patrón
1. Con el hilo negro, tejer 47 cadenetas. En la última cadeneta haz tres puntos bajos.
2. Teje toda la vuelta y el lado opuesto de la cadeneta en punto bajo. Coloca el marcador de vueltas.



3. Teje dos vueltas más en color negro.
4. Para la franja de triángulos, sigue el patrón de la foto.



5. Tres vueltas en color negro. Cambia de color.
6. En naranja oscuro, un punto bajo, un punto bajo enlazado en la vuelta anterior hasta el final de la vuelta. Cambia de color.
7. Una vuelta en color negro.
8. En naranja claro, un punto bajo, un punto bajo enlazado en la vuelta anterior hasta el final de la vuelta. Cambia de color.
9.  Una vuelta en color negro.
10. En verde menta, un punto bajo, un punto bajo enlazado en la vuelta anterior hasta el final de la vuelta. Cambia de color.
 Repite este patrón hasta tener siete centímetros.
11. Tres vueltas en color negro en punto bajo.
Repite el patrón de los triángulos y termina con tres vueltas en color negro.

Corta la el forro del tamaño adecuado y cose la cremallera. Luego cose todo el conjunto al tejido.

De forma opcional, puedes colocar las borlas (puedes ver cómo se hacen AQUÍ) en un extremo y la cadena a modo de pulsera en el otro extremo.

jueves, 22 de septiembre de 2016

6 ideas para inspirarte este otoño

El otoño ya ha llegado. Un año más. Y un año más buscamos inspiración para tejer nuestros proyectos. colores nuevos o tradicionales pero renovados, patrones cómodos que nos harán disfrutar de una tarde de tejido y café. Buscamos en revistas especializadas y en las propuestas de los diseñadores.

Para facilitar la búsqueda de proyectos, os traigo una selección de prendas que me han gustado por su sencillez, originalidad o comodidad, junto con enlaces para tejer algo parecido. Espero que disfrutéis con estas ideas.

Poncho de Violeta by Mango




Bimba y Lola



Si te apetece mezclar ganchillo y dos agujas, esta chaqueta te gustará. AQUÍ puedes ver el tutorial para tejer una chaqueta a dos agujas. Con un hilo matizado y pequeños cambios puedes tener algo parecido. Solo tienes que añadirle unos ribetes de ganchillo de medias varetas.

Una combinación de colores otoñales muy favorecedores. Más ideas para ponchos AQUÍ.

Amaya Arzuaga




La combinación de ganchillo XXL y traje de noche es muy original. No he encontrado tutoriales para tejer volantes parecidos a los de la fotografía. Parecen que están cosidos a la tela y tejidos con medios puntos.

Del Pozo




Un sencillo jerséy cobra nueva vida con el detalle en punto bucle  en un color que contraste.
Podéis ver cómo se teje el punto bucle AQUÍ.

Laura Biagiotti



Colores muy jugosos para un otoño-invierno colorido.
Para tejer ochos o trenzas con dos agujas puedes mirar AQUÍ.

Hoss Intropia



Si hay algo que me gusta de este jerséy es su versatilidad. Combina con casi todo y te lo seguirás poniendo año tras año.
 Eñ tutorial para un jerséy en punto arroz AQUÍ y para el cuello en V AQUÍ.

No sé qué proyecto será el primero, ¿ y el tuyo?

Gracias por tu visita.
















jueves, 15 de septiembre de 2016

Chal triangular en punto red y trellis

Estos días de calor que hemos tenido los primeros días de septiembre no invitaban a tejer nada "de abrigo", pero el otoño está a la vuelta de la esquina y en cualquier momento te apetecerá usar un chal.

Si estás pensando en tejer un chal triangular, quizás este patrón te inspire.


El chal mide 150 centímetros en la base


































Los materiales necesarios son dos ovillos de color beige de 100 gramos para un ganchillo del número 2 y unos 50 gramos en un color de contraste para la puntilla.

Para tejerlo solo hay que seguir el patrón de la imagen hasta alcanzar el tamaño deseado. Como puedes ver, he alternado el punto trellis y el punto red. Una vez que tengas el chal, se teje una vuelta de medias varetas.




Para la puntilla, cambia de color y teje una vuelta de medias varetas solo en dos lados del triángulo, evitando la base. En la siguiente vuelta, teje una vareta y dos cadenetas, salta un punto de la  vuelta anterior y repite hasta el final de la vuelta. Debes aumentar dos cadenetas en el pico del triángulo para evitar que la labor se rice. Cambia de color y teje cuatro varetas cada dos calados de la vuelta anterior. Cambia de color. Para terminar, haz una vuelta de puntos bajos y una con pequeños pompones. Para ver cómo se hacen pincha AQUÍ. El vídeotutorial está en inglés pero es muy fácil seguirlo.



Si te animas a tejerlo, me encantará ver el resultado.

Gracias por tu visita.

viernes, 9 de septiembre de 2016

Aplique cuadrado de ganchillo con corazones

Si estás buscando un aplique cuadrado para tu próxima labor (puedes usarlo prácticamente para todo), quizás este patrón te guste. Es sencillo y bastante rápido de tejer.

El aplique de la fotografía está tejido con hilo de algodón mercerizado para un ganchillo del 1,5.



Patrón
NOTA: En cada inicio de vuelta, la primera vareta se teje con tres cadenetas.

1. En un anillo mágico, montar tres varetas, tres cadenetas. Repetir tres veces más. Cerrar la vuelta con un punto deslizado. Tejer tres puntos deslizados más hasta el primer arco que se ha formado.

El anillo mágico puedes sustituirlo montando cinco cadenetas, unidas mediante un punto deslizado. Dentro del aro que se ha formado, tejer como se indica en el párrafo anterior.

2. En cada uno de los arcos tejer tres varetas, tres cadenetas, tres varetas, una cadeneta. Cerrar con un punto deslizado. Tejer tres puntos deslizados hasta el siguiente arco.

3. En cada uno de los arcos que se forman, tejer tres varetas, tres cadenetas, tres varetas, dos cadenetas. En el punto de cadeneta de la vuelta anterior, montar tres varetas (será el pico del corazón). Cerrar con un punto deslizado y tejer tres puntos deslizados hasta llegar al siguiente arco.

4. En el primer arco tres varetas, tres cadenetas, tres varetas, dos cadenetas. Tejer dos varetas en cada vareta de la vuelta anterior, dos cadenetas. Repetir en cada arco. Cerrar la vuelta con un punto deslizado. Tejer tres puntos deslizados hasta llegar al siguiente arco.

5. En el primer arco tres varetas, tres cadenetas, tres varetas, tres cadenetas. Tejer un aumento en la primera vareta, seguimos tejiendo una vareta en los cuatro siguientes puntos y acabamos con otras dos varetas en la última vareta de la vuelta anterior (así se forma la parte más ancha del corazón). Tejer tres cadenetas y repetir tres veces más. Cerrar la vuelta con un punto deslizado. Tejer tres puntos deslizados hasta llegar al siguiente arco.

6. En el primer arco tres varetas, tres cadenetas, tres varetas, cinco cadenetas. Un punto bajo en la primera vareta de la vuelta anterior, tres caretas, un punto bajo, tres varetas, un punto bajo, cinco cadenetas (ya tenemos el corazón completo). Cerrar la vuelta con un punto deslizado y tejer tres puntos deslizados hasta llegar al siguiente arco.

7. En el primer arco tres varetas, tres cadenetas, tres varetas. Tres cadenetas, una vareta, repetir cinco veces más hasta llegar al siguiente arco (tendrás seis arcos en total en cada uno de los lados). Repetir este patrón en toda la vuelta y cerrarla con un punto deslizado.

8. En el primer arco tres varetas, tres cadenetas, tres varetas. Tejer tres varetas en cada uno de los arcos de la vuelta anterior. Terminar la labor con un punto deslizado.


Espero que te haya gustado el patrón de hoy.

Gracias por tu visita.

jueves, 25 de agosto de 2016

Siete cosas que una ganchillera no quiere admitir

Todas las ganchilleras, y las tejedoras en general,  tenemos pequeños secretos que nos negamos a admitir antes los demás. Hilos escondidos detrás del sofá, bolsas y bolsas de proyectos sin acabar, ... Pequeños vicios que solo otra tejedora puede entender y compartir. ¿Cuáles son tus secretos?

1. A veces nos desquiciamos

Todo el mundo habla de lo relajante que es tejer, y sí, lo es y es capaz de sacar lo mejor de nosotras mismas. Peeeero... también nos desquiciamos. Hace unas semanas comencé a tejer un chal y todavía no lo he acabado. Conforme avanza el trabajo, el resultado no es el esperado. He modificado el patrón no sé cuántas veces y ahí está, esperando. Después de tantas horas tejiendo, deshaciendo, tejiendo y deshaciendo, así hasta ¿cinco, cien, quince veces?, la paciencia desaparece.  Lo mejor es que nos pille a solas. Mi lado "hidra furiosa" no es agradable.



2. Acumulamos proyectos sin acabar

 La peor pesadilla para toda tejedora. Por lo menos, lo es para mí. Procuro siempre terminar los proyectos, porque tenerlos guardados, sin disfrutar de ellos me desagrada. Si me preguntan por ellos, la respuesta es siempre la misma. Esta semana lo acabo. No me gusta reconocer que pasará mucho tiempo antes de acabarlos o quizás no lo acabe nunca.

3. Lo principal es tejer

Pues sí. Y miramos el reloj para saber cuántas horas vamos a tejer antes de que llegue la familia o cuánto tiempo de sueño podemos sacrificar para hacer "una vuelta más y lo dejo". "¿Pero tú duermes!, preguntan tus seres queridos. "Claro", respondes con cara de inocencia, mmmm, pequeña mentirijilla. Algunas noches el tejido es más importante que dormir.



4. Propósito de enmienda

Sobre todo en Año Nuevo. Nos proponemos leer más, hacer más excursiones con la familia, pero volvemos a tejer porque es lo que más nos gusta. ¿Motivos? No hacen falta.

5. El ejercicio no es lo nuestro

O sí. Porque hacemos ejercicios para evitar contracturas, y también damos paseos antes o después de una buena jornada. Es revitalizan. Además, en nuestro interior consideramos que tejer muy rápido es un buen ejercicio cardiovascular, jeje, pero no lo admitimos. Nadie nos entendería.

6. Ovillos hasta en el frigorífico

Todos en casa, e incluso tus amistades, saben que tienes montones de ovillos, pero lo que no saben es el número de ovillos guardados en los lugares más inesperados, como la mesita de noche, el zapatero y hasta el congelador. Bien guardaditos, pero hay ovillos por todas partes. No lo admitimos, pero nunca son suficientes.

7. La fiesta, mejor si hay ovillos

Nos gustan las fiestas ... para tejer. Nos apuntamos a todas las quedadas ganchilleras y disfrutamos cuando aprendemos nuevos punto, patrones y técnicas gracias a estas reuniones. Y nos apoyan cuando un proyecto no es lo que esperábamos ¿Quién mejor para entendernos que otra tejedora? Pero además, cada vez hay más hombres y las conversaciones son más variadas.



¿Qué "vicio" secreto tienes? ¿Te animas y nos lo cuentas?










jueves, 18 de agosto de 2016

5 patrones gratuitos de amigurumis de cine y televisión

Si te gustan los amigurumis y disfrutas con el cine y las series de televisión, esta selección es para ti. He buceado en internet para encontrar patrones gratuitos en español e inglés de personajes icónicos.  Algunos patrones están en inglés, pero la página Hastaelmonyo puede traducirlos, siempre que cuente con el permiso de los autores.


Empezamos la selección con un personaje de la serie de moda: Juego de tronos. Reconozco que he empezado a verla cuando ya llevaba varias temporadas, pero se ha convertido en mi serie favorita y el personaje de la pequeña Arya Stark me ha cautivado. En  Woollywood puedes encontrar un sencillo patrón de la pequeña de la familia. También puedes encontrar el de Samsa.




En patrones amiguruis encontramos a Harry Potter y otros personajes de la serie. Seguro que los peques de la casa disfrutarán mucho jugando con ellos.

Durante mi infancia y adolescencia me encaraba leer Asterix. Me divertía con sus historias y la pasión de Obelix por los jabalíes. De los personajes que han pasado del papel a la pantalla, el de Obelix me parece el más logrado: Gerard Depardieu  está estupendo. Seguro que el mini amigurumi de  Amigurumis patterns le encantaría. Está en inglés, pero es muy sencillo. Se trata de dos pequeñas esferas  con los colores del personaje.


Para "destejer" los mejores misterios, lo mejor es contar con el detective más famoso: nada mejor que Sherlock Holmes y Xicotet  te lo pone fácil para lograrlo.






Termino la selección con una de los personajes más famosos del cine mucho: Charlot. Creaciones batiburrillo comparte un patrón muy divertido, tamaño mini, para colgar en el bolso.



Espero que la selección haya sido de tu agrado.

Gracias por tu visita.

lunes, 15 de agosto de 2016

Bolso de fiesta de ganchillo con boquilla

Nada me gusta más que personalizar un look de fiesta con un bolso hecho por mí. Puedo combinarlo totalmente a mi gusto, desde lo más sencillo hasta lo más sofisticado.

Para una boda a la que voy a asistir en pocas semanas, he elegido un bolso con un punto en apariencia simple pero con textura, similar al punto cesto, pero mucho más sencillo: es el punto granito. Al usar un hilo con hebras de seda, el aspecto es lujoso.



Materiales

-Boquilla rectangular de 17 centímetros,
-hilo beige de algodón y seda, con 50 gramos bastará,
-ganchillo del mismo grosor del hilo,
-cadena,
-tela para el forro,
-entretela, aguja e hilo de coser,
-puntilla.


Si la boquilla está labrada, el bolso tendrá un aspecto más lujoso aún. Por supuesto, el tamaño de la boquilla y el color del hilo lo puedes adaptar a tu gusto.

Patrón (teje dos partes)
1. Comenzamos montando las cadenetas necesarias para el ancho de la boquilla, teniendo en cuenta que sea múltiplo de 2. En este caso he tejido 50.

El punto granito es igual al derecho y al revés




2. Clavar la última cadeneta en la tercera cadeneta contando desde el ganchillo tejer un punto bajo, una cadeneta. Repetir en toda la vuelta.
3. Una cadeneta, un punto bajo en el punto cadeneta base. Repetir hasta el final de la vuelta. Sigue con este patrón hasta alcanzar el alto de la boquilla (6 centímetros). En este momento, hay que aumentar cuatro puntos en cada extremo de la vuelta. ¿Por qué hacerlo? Para darle una bonita forma. Si seguimos con el mismo ancho, cuando se cosa la boquilla, esta será más ancha que el tejido y no quedará bien.
4. Sigue tejiendo con el mismo patrón hasta alcanzar el alto necesario (16 centímetros).



Cuando tengas las dos partes tejidas, pega con la plancha la entretela al tejido, siguiendo las instrucciones del fabricante, así el bolso tendrá una ligera rigidez. Cose las dos partes, dejando libre la parte superior (6 centímetros), que irá cosida a la boquilla. Si quieres disimular las costuras, puedes tejer un cordoncillo (o comprar uno) y coserlo alrededor de las mismas.

Corta el forro a la medida del bolso y cóselo al tejido. Luego solo tienes que coser la puntilla  en el interior para esconder las puntadas en el forro. Este paso lo puedes eliminar si has conseguido esconderlas en la boquilla. Debo reconocer que a mí me cuesta mucho conseguirlo.

Por último solo tienes que añadir la cadena y ya está preparado para lucir el bolso en las mejores ocasiones.

Gracias por tu visita.